El presidente Zelenski denuncia los bombardeos de Rusia en territorio ucraniano Foto AFP
El presidente Zelenski denuncia los bombardeos de Rusia en territorio ucraniano. Foto: AFP

El presidente de Ucrania, Volodimir Zelenski, afirmó este lunes que Rusia cometió crímenes de guerra tras invadir su país la semana pasada y propuso establecer una zona de exclusión aérea “total” para vehículos y proyectiles rusos sobre el territorio ucraniano. Además, acusó a Rusia de haber coordinado sus ataques para que coincidieran con las conversaciones que representantes de los dos países mantuvieron este lunes en Bielorrusia, por primera vez desde el comienzo de la invasión.

“Hoy las fuerzas rusas dispararon brutalmente sobre Jarkov con obuses de artillería, es un crimen de guerra evidente”, dijo el mandatario este lunes por la noche, en un discurso televisado.

Sostuvo que Jarkov -la segunda mayor ciudad del país, a unos 482 kilómetros al este de la capital y a solo 20 kilómetros al sur de la frontera con Rusia- “es una ciudad pacífica” en la que “hay zonas residenciales pacíficas, sin instalaciones militares”.

“Decenas de relatos de testigos demuestran que no son disparos perdidos sino una destrucción intencionada, los rusos sabían dónde disparaban”, sostuvo, según las agencias de noticias AFP y Europa Press.

Las autoridades municipales de Jarkov denunciaron este lunes nueve muertos y 37 heridos por el impacto de los proyectiles rusos.

“Murieron cuatro personas que salieron del refugio para conseguir agua y una familia de dos adultos y tres niños se quemó viva dentro de un auto, es terrible”, afirmó el alcalde, Igor Terekhov.

El mandatario quiere una zona de exclusin area FotoAFP
El mandatario quiere una zona de exclusión aérea. Foto:AFP

Zelenski sostuvo que en los cinco días que lleva la invasión, Rusia ya había lanzado 56 cohetes y 113 misiles de crucero, acciones “que serán juzgadas en un tribunal internacional”.

“Es una violación de todas las convenciones y nadie en todo el mundo perdonará la muerte de ucranianos pacíficos”, señaló.

Asimismo, las conversaciones en Bielorrusia “tuvieron lugar con los bombardeos y los disparos contra nuestro territorio como fondo; la sincronización de los tiros con el proceso de negociaciones era evidente”, dijo el jefe del Estado ucraniano.

“Creo que, de este modo simple, Rusia intenta meterle presión” a Kiev, consideró, y recomendó que “no pierdan el tiempo” aguardando gestos de Moscú para solucionar el conflicto.

Por otra parte, el mandatario postuló el establecimiento de una zona de exclusión aérea sobre Ucrania, pero no precisó cómo podría ser dispuesta e implementada.

Debemos considerar una zona de exclusión aérea total para misiles, aviones y helicópteros rusos”, dijo.

Agregó que Rusia, por cometer crímenes contra civiles, “no puede ser miembro del Consejo de Seguridad de la ONU” y añadió que “hay que cerrarle a un Estado así la entrada a todos los puertos, canales y aeropuertos del mundo”.

“Ese mal, ese armado de misiles, de bombas y de artillería, debe ser frenado inmediatamente y destruido económicamente, para mostrar que la humanidad es capaz de defenderse”, remarcó Zelenski.